10 mar. 2015

ACUSAN AL MINISTRO KICILLOF DE "FRAUDE LABORAL"

Pese a sus diatribas en contra de las recetas de ajuste en el resto del mundo y a sus elogios sobre las bondades del modelo kirchnerista hacia los trabajadores, el ministro Axel Kicillof fue acusado de "fraude laboral" en su propio ministerio.
Esto se debe al reclamo de unos 200 trabajadores del área informática del Palacio de Hacienda contratados a través de una universidad nacional del sur del Gran Buenos Aires, que quieren pasar a tener un empleo estable. Otros cobran a través de una universidad tecnológica. "Solicitamos al Sr. ministro Axel Kicillof que atienda nuestro legítimo reclamo que tiene sus raíces en el fraude laboral y que significa la precarización de miles de trabajadores del Ministerio de Economía", señalaron en una denuncia pública que circuló por las redes sociales en los últimos días. En los próximos días, le llegará una intimación judicial.
Desde el gremio ATE respaldaron la postura de los empleados, al explicar que "ellos no cobran del ministerio, sino de una universidad, por lo que están completamente en negro y sólo están pidiendo que se regularice esa situación; es un reclamo lógico". Para este sector gremial, "la situación de los trabajadores del sector informático constituye un verdadero desafío para el ministro porque son todos contratados", según comentó una fuente. Los trabajadores del área informática aseguran que la semana pasada el director general de administración, Fernando Signorini, "se presentó en la oficina 740 del edificio de Balcarce 186 con una actitud autoritaria y patoteril, pretendiendo censurar nuestra medida de acción directa votada en asamblea, consistente en un paro a jornada completa". El funcionario, "sin mediar explicación alguna, se presentó en la oficina y comenzó a arrancar y romper los carteles que explicitan nuestras medidas", indicaron en su comunicado. Cuando se le intentó explicar que, además de la estabilidad laboral, se estaba pidiendo por el plus salarial, respondió que "«un plus informático no existe en el Estado», lo que evidencia que como director general de administración no está en conocimiento de los convenios colectivos y las reglamentaciones vigentes", agregaron. Pero cerca de Kicillof justificaron las quejas contra estos trabajadores: "Con sus medidas gremiales no nos dejan hacer nada, nos traban todo", indicó una fuente del equipo económico. Sobre las quejas gremiales de los trabajadores, no hubo respuestas.
El problema de la suma adicional que piden tanto éstos como otros empleados de la cartera es la desigualdad generada por la decisión de pagarles un plus sólo a los funcionarios de la Secretaría de Política Económica que conduce el Emmanuel Álvarez Agis. A fin del año pasado, el viceministro logró darles a sus colaboradores unos $ 4000, en abierta contradicción con la retórica del Gobierno que indicaba que no había necesidad de abonar ese complemento, como parte de la negación general de la inflación. Fuentes de ATE denunciaron que "la gente de Kicillof quiere que entren más de 800 personas a planta permanente de acá a diciembre, aunque no sé si le darán los tiempos por las cuestiones administrativas que deben cumplir".
SUS AMBICIONES
Y aunque está claro que el ministro sigue trabajando en este sentido para formar su base de poder propio, la semana pasada descartó estar trabajando como posible postulante a vicepresidente en octubre: "No estoy hoy como candidato ni soy parte de ninguna campaña. Hoy tengo tanto trabajo como ministro que me dedico a eso, me dedico a lo mío", dijo en declaraciones radiales el titular del Palacio de Hacienda, quien, pese a los reiterados pedidos del diario LA NACION, no accedió a una entrevista con este diario. Según se supo en fuentes del oficialismo, el equipo del ministro trabaja para mantenerse en sus cargos más allá de diciembre si triunfara uno de los candidatos presidenciales del Frente para la Victoria en las elecciones de octubre.
Publicar un comentario