29 dic. 2016

Ordenaron investigar la denuncia de Nisman contra Cristina Kirchner

Lo dispuso esta tarde la Cámara de Casación. Aceptaron a la DAIA como querellante y apartaron al juez Rafecas de la causa. La Cámara Federal de Casación Penal finalmente ordenó esta tarde investigar la denuncia que el fiscal Alberto Nisman realizara cuatro días antes de aparecer muerto, dos años atrás, contra la entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner por presunto encubrimiento de los autores del atentado contra la AMIA.
Análisis
En un fallo conformado básicamente por los votos de los camaristas Mariano Borinsky y Gustavo Hornos y disidencias parciales de la juezsa Ana María Figueroa, la sala I del tribunal aceptó como querellante a la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) y dispuso apartar del caso del juez Daniel Rafecas y a los camaristas Eduardo Freiler y Jorge Ballestero, quienes se habían negado en dos oportunidades a investigar la denuncia. Mañana el sorteo de rigor determinará a qué colega de la primera instancia le toca intervenir en el asunto. Fuentes judiciales dijeron que aún así permanecerá como fiscal de la causa Gerardo Pollicita, quien había pedido medio centenar de medidas de prueba que Rafecas descartó al disponer la desestimación de la denuncia y el archivo de la causa que jamás había nacido. Nisman había denunciado que el Memorándum de Entendimiento firmado por el gobierno kirchnerista con la República Islámica de Irán en torno a los ciudadanos de ese país acusados de haber planeado el atentado de 1994 constituyó un encubrimiento ya que los sustraía de las reglas de la Justicia argentina. Por ello acusó a la entonces Presidenta de la Nación y otros funcionarios y allegados al kirchnerismo. La resolución de la sala I de la Casación llegó tras largas especulaciones sobre quiénes y cuándo lo firmarían. Finalmente la sentencia se rubricó esta tarde, pasadas las 15, con la firma de los tres miembros actuales de la sala I. Borinsky y Hornos, jueces de la sala IV, dejarán de subrogar el año que viene en la sala I, donde Figueroa es la única magistrada titular. Al mediodía una filtración a la prensa sobre la definición que se tomaría hoy y el sentido de los votos de los tres magistrados llevó a algunos medios a informar que el caso ya se había resuelto pero los magistrados aún no habían firmado la sentencia. La situación obligó a difundir un comunicado a través del Centro de Información Judicial (CIJ) para aclarar que el asunto aún no estaba resuelto y que los jueces se encontraban trabajando en ello. La DAIA logró la apertura de la investigación al presentar este año nuevas pruebas, que básicamente refieren a un diálogo telefónico entre el entonces presidente de la AMIA, Guillermo Borger, y el entonces canciller Héctor Timerman, donde este prácticamente admite que los autores del atentado son iraníes. Esto es investigado también en otra causa a cargo del juez Claudio Bonadio con acusaciones sobre Fernández de Kirchner y Timerman de "traición a la patria". Antes de decidir abrir la denuncia a investigación, el tribunal también rechazó un planteo del abogado defensor de Timerman, Alejandro Rúa, quien sostenía que el caso debía ser resuelto por la sala II de la Casación. La defensa de Timerman se había quejado también por la existencia de dos causas que investigan lo mismo.
Si bien ahora todo indica que la denuncia de Nisman será finalmente investigada, técnicamente las defensas de los denunciados que presentaron abogado en el caso -Timerman y el diputado Andrés "Cuervo" Larroque- y hasta el fiscal Javier De Luca tienen chance de apelar a la Corte Suprema para intentar revertir lo hoy resuelto.
Publicar un comentario